Arte en Chile


HOME ::  TÉRMINOS 

Fresco

Del italiano affresco.

Técnica que consiste en desleír el color en agua, y luego pintar sobre el muro enlucido (realizado con arena fina, cal y polvo fino de mármol en partes iguales) mientras esté húmedo; se exige como condición un secado lento y uniforme y la utilización de colores de origen mineral, los cuáles resisten mejor la acción caústica de la cal.

El soporte común es el muro, por lo que los frescos aparecen en paredes, bóvedas, cúpulas, tanto de recintos sacros como palaciegos.

La ventaja de este método es su gran duración y resistencia; cuando la cal del enlucido reacciona químicamente con los gases carbónicos del aire se transforma en carbonato cálcico, convirtiéndose en una superficie mármorea que incluye el color.

El máximo inconveniente del fresco es que exige gran destreza y rapidez de ejecución al pintor, ya que el enlucido preparado no puede quedar seco, ni admite arrepentimientos.

En último caso, hay que rascar y cambiar la capa del enlucido.

Debido a esta necesaria rapidez es que el pintor realiza primero un dibujo en carboncillo, que cuando es definitivo, se traspasa al muro por medio de escisiones, que luego guiaran la ejecución del artista.


MASACCIO: EXPULSION DE ADAN Y EVA DEL PARAISO
1424-1425. Florencia.
Iglesia del Carmine.
Capilla Brancacci.