Arte en Chile


HOME :: ARTISTAS NACIONALES 

RICARDO

YRARRÁZAVAL

------------------------------------------------------
Trayectoria

El tema Más recurrente en la obra de Yrarrázaval ha sido el hombre y su desamparo social, el hombre aislado, solitario, melancólico, habitante de un mundo cada vez Más deshumanizado que anula la individualidad de las personas. En sus obras se reflejan los temores, debilidades, frustraciones y vanidades de personajes arquetipos de estas décadas.

En algunas ocasiones ha recurrido a la televisión, el cine y fundamentalmente los diarios, para analizar las situaciones claves que presionan y presiden las conductas humanas aparentes y forman el panorama real de su tiempo (Tarjetas de Crédito)

Sus obras, que han abarcado desde la abstracción a la Figuración, en sus últimos trabajos se acercan Más hacia una "nueva Figuración". Y los colores cálidos característicos de sus primeras obras han sido desplazados por tonalidades grises, muy en relación con la densa problemática del hombre que aborda en sus obras (Análisis Costo-Beneficio).

En los años 60 sus telas se encaminaban por la abstracción y el colorido; durante la década del 70, el cambio de estilo fue radical, Más cercano al surrealismo, sus personajes adquirieron cuerpos y rostros inflados, enmarcados por utensilios y ropas convencionales, figuras llenas de color sobre fondos grises que reflejaban individuos anónimos y encarnaban la diversidad de los seres humanos y el gran conflicto de la incomunicación.

A partir de los años 80 la nueva Figuración de la obra de Yrarrázaval, mantuvo el aspecto onírico a través del semblante casi fantasmal de las formas. Luego, en los 90 el artista abandonó el color y optó por la gráfica para mostrar la síntesis formal de un hombre atravesado por el gesto y la incisión.

El hombre en las obras del artista aparece en un entorno árido, en actitudes a veces desafiantes, hostiles o agobiadas, en cambio, la mujer, aparece rodeada de calidez y ternura, Más rodeada con la naturaleza y con la vida como el mismo Yrarrázaval afirma.

Los últimos trabajos de Yrarrázaval buscan a través de otro medio, de una nueva técnica: la digitalización, un modo de comunicación con el público. Obligado a dejar los pinceles y a no pintar Más, el artista ha recurrido al mundo de la computación como una nueva herramienta creadora en la que el hombre y la problemática actual han permanecido como protagonistas.

Obras: